Sunday Morning Service

Nuevo Video: El Sermón de la Mañana #26 – Jesus



Y dará a luz un hijo, y llamarás su nombre JESÚS, porque él salvará a su pueblo de sus pecados”.

Mateo 1:21

Notas de sermón:

He tomado parte de este sermón de Charley  Spurgeon en uno de sus sermones y dice: La persona a quien

ese nombre fue revelado inicialmente fue José, un carpintero, un varón humilde, un obrero desconocido y sin

distinción salvo por la justicia de su carácter. Al artesano de Nazaret le fue comunicado inicialmente este

nombre. Por tanto, no es un título que deba ser monopolizado por los oídos de príncipes, sabios, sacerdotes,

guerreros o varones ricos; es un nombre que ha de convertirse en una palabra familiar entre la gente común.

Él es el Cristo del pueblo pues desde la antigüedad se dijo de Él: “He exaltado a un escogido de mi pueblo”.

Que cada carpintero y cada obrero de todo tipo se regocijen en el nombre de Jesús con todas las demás

clases de hombres. Hay consuelo en el mensajero que dio a conocer ese nombre a José, pues fue el ángel del

Señor quien, en las visiones de la noche, musitó a sus oídos ese nombre encantador; y desde entonces los

ángeles están aliados con los hombres y se reúnen bajo un mismo estandarte movidos por la misma consigna

igual que nosotros: el nombre de Jesús. ¿Envió Dios el nombre mediante un ángel y se deleitó el ángel al venir

con él? Entonces hay un vínculo de simpatía entre nosotros y los espíritus angélicos, y hemos venido en este

día no únicamente “a la congregación de los primogénitos”, sino “a la compañía de muchos millares de

ángeles” que consideran ese nombre con amor reverente. 

I.                    EL NOMBRE DE JESÚS

El ángel trajo un mensaje de Dios, y dijo: “Llamarás su nombre Jesús”. Es un nombre que, como quien lo

lleva, ha descendido del cielo. Nuestro Señor tiene otros nombres de oficio y de relación, pero éste es

especial y peculiarmente Su propio nombre personal, y es el Padre quien le ha llamado así. Por tanto,

tengan la seguridad de que es el mejor nombre que pudiera tener. Dios no le habría dado un nombre de

un valor secundario o acerca del cual hubiera una traza de deshonor. El nombre es el más excelso, el más

brillante y el más noble de los nombres: ser un Salvador es la gloria de nuestro Señor. Al mejor ser nacido

jamás de mujer Dios le ha dado el mejor nombre que algún hijo de hombre pudiera llevar. JESÚS es el

nombre más apropiado que nuestro Señor pudiera recibir. Por lo cual Dios también le exaltó hasta lo

sumo, y le dio un nombre que es sobre todo nombre,para que en el nombre de Jesús se doble toda rodilla

de los que están en los cielos, y en la tierra, y debajo de la tierra; Filipenses 2:9-10.

En el plan dispuesto por Dios, Jesús lleva un nombre que alude a la salvación: “Dios libera”, porque Él es en

realidad lo que el nombre indica, es decir, el Salvador. Lo atestiguan algunas frases que se encuentran en

los Evangelios, escritos por Lucas: “…os ha nacido… un Salvador” (Lc 2, 11), y por Mateo: “Porque salvará

al pueblo de sus pecados” (Mt 1, 21)

II.                 NUESTRO SEÑOR FUE REALMENTE LLAMADO POR EL NOMBRE DE JESÚS POR EL HOMBRE. 

Ella (María) dará a luz un hijo, y tú (José) llamarás su nombre Jesús”. El Dios del cielo, por Su ángel, asigna

el nombre del niño, pero su presunto padre tiene que anunciarlo. Tanto José como María, según el

mandato divino, se unieron en llamar al niño por el nombre designado. Vean, entonces, que el nombre

que es escogido por Dios es plenamente aceptado por seres humanos instruidos. Los que son enseñados

por Dios reconocen jubilosamente que Cristo es salvación, y sin mediar pregunta le dan el nombre

bien amado de Jesús, el Salvador. Los primeros cristianos hablaban con naturalidad de Jesús. Mediante

numerosos signos Jesús nos ha demostrado que él tiene poder divino sobre la naturaleza, los demonios, el

pecado y la muerte. El origen divino de la misión de Jesús se reveló en la Resurrección de los muertos. Así

que, creo que la escritura nos ha ofrecido evidencia suficiente, de que la idea de llamarlo por el nombre de

Jesús está en las escrituras y que siempre ha sido así, desde el principio. En las Escrituras, podemos ver

que Dios quiere que lo reconozcamos como su hijo, y sobre todo; quiere que sepamos, que Él es un padre

amoroso y misericordioso.

III.               ESTE NOMBRE DE JESÚS IDENTIFICA A NUESTRO SEÑOR CON SU PUEBLO. 

 “Llamarás su nombre JESÚS”, porque ese nombre declara Su relación para con Su pueblo. Es para ellos

que Él es un Salvador. No sería Jesús si no tuviese un pueblo; no podría serlo, pues no podría haber ningún

Salvador si no hubiese nadie que deba ser salvado, y no podría haber ningún Salvador del pecado si no

hubiese pecadores. Noten, la conexión de suprema importancia revelada aquí entre nuestro Señor y Su

pueblo puesto que Su nombre mismo pende de allí: Su nombre propio, personal, no tiene ningún

significado aparte de Su pueblo.

“Él salvará a Su pueblo”. No dice el pueblo de Dios, pues entonces se habría entendido que se refería

únicamente a los judíos: o se habría supuesto que se refería a algunas personas buenas y santas que

pertenecían a Dios, aparte del Mediador; pero “él salvará a Su pueblo”, los que son Suyos y le pertenecen

personalmente. Estos son evidentemente un pueblo muy peculiar, un pueblo apartado como el propio

tesoro de Cristo; son un pueblo que pertenece al Dios encarnado: el pueblo de Emanuel. Quien acepta a

Jesucristo como Salvador y Señor, se convierte en una parte del pueblo de Dios. La relación no viene a

través de la asistencia a la iglesia o de las buenas obras. Jesús vino por toda la humanidad, no sólo para

salvar a Israel. La única manera de llegar a ser pueblo de Dios es poniendo nuestra fe en Jesucristo, quien

por medio del sacrificio en la cruz nos reconcilió con Dios, redimiéndonos del pecado en el cual estábamos

esclavos y por consecuencia, separados de Dios. Pero ahora podemos decir que gracias a Cristo nosotros

hemos pasado a formar parte del pueblo de Dios. Acepte a Jesucristo como salvador y Señor para sea

usted parte del pueblo de Dios y obtenga la Vida Eterna. Le invito porque hoy es el día.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .