Blog diario

HERENCIA

Y si hijos, también herederos; herederos de Dios y coherederos con Cristo, si es que padecemos juntamente con él, para que juntamente con él seamos glorificados.”

Romanos 8:17

By Pastor Juárez

La herencia era el regalo de honor y el apoyo dado por un patriarca a sus hijos. Estaba destinada a la provisión y al estatus de la familia. Una de las herencias más maravillosas de Dios es la que se refiere a la otorgación de la tierra prometida a los israelitas, el Padre celestial proveyendo para Sus hijos.

¿Habéis pensado alguna vez en el hecho de que cuando Cristo estaba en la cruz, hizo su testamento? Tal vez has pensado que nadie se acordó jamás de ti en un testamento. Si estás en el Reino, alguien se acordó de ti. Cristo te recordó en su testamento. Legó su cuerpo a José de Arimatea. Legó su madre a Juan, hijo de Zebedeo. Legó su Espíritu al Padre. Pero a sus discípulos les dijo: “Mi paz os dejo; ese es mi legado. Mi gozo os doy.” “Mi gozo.” ¡Pensad en ello! “Mi paz.” ¡No nuestra paz, sino su paz! Moody anécdotas. La herencia de la Tierra Prometida tuvo sus complicaciones y no tuvo la seguridad que ellos esperaban, ya que estuvo asediada por las naciones vecinas y les complicó la vida.

En contraste con aquella, la herencia celestial es segura y está firme como ya hemos visto; y tanto más al ser preservada por el mismo Dios. Gracias Señor por tu herencia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .