Blog diario

HUMILDAD

Llevad mi yugo sobre vosotros, y aprended de mí, que soy manso y humilde de corazón; y hallaréis descanso para vuestras almas;”

Mateo 11:29

By Pastor Juárez

Hay un atributo para nuestro Señor y es conocido como la mansedumbre. Nuestro Señor eligió distinguir la mansedumbre entre todos los atributos y virtudes que potencialmente podría haber seleccionado. Nosotros como creyentes ¿Cómo podríamos llegar a ser mansos y humildes si tenemos un corazón lleno de soberbia y de vanidad.

Jesús nos habla de una manera muy clara y nos dice: “Aprended de mí que soy manso y humilde de corazón”, es decir la humildad y la mansedumbre no tiene que ver si somos ricos o pobres, no tiene que ver con la forma exterior, nuestra manera de vestir, o nuestro físico, sino de lo que hay en nuestro corazón. Somos soberbios cuando no queremos acudir a Jesús en nuestros problemas y queremos solucionarlos por nosotros mismos y no tomamos en cuenta a Dios. Tenemos que ir a Él y con humildad y mansedumbre inclinar nuestra vida y poner el yugo del Señor sobre nosotros, debemos reconocer, que las pruebas de nuestra vida no la podemos llevar solos, necesitamos el poder de Dios.

Debemos pedir al Señor que por medio del Espíritu Santo nos ayude a tener un corazón manso y humilde como el de Nuestro Señor Jesús!

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.